El siglo más largo del mundo

Por Gustavo Sánchez Guerrero (Madrid).- Pasa a la Historia el año 1914 como el año en que comenzó un conflicto bélico de dimensiones hasta ese momento desconocidos que cobró tres imperios y veinte millones de muertos entre militares y civiles.


Por Gustavo Sánchez Guerrero. (Madrid).- Un siglo separa 1914 de 2014. 1914 no fue solo el año en que empezó la Primera Guerra Mundial o como se le llamó la Gran Guerra, sino que fue un año crucial que condensó buena parte de lo que va a ser el siglo XX y el siglo XXI. A lo largo del siglo que se inicia en 1914 se producen cambios cualitativos en el mundo occidental, el final de la Primera Guerra Mundial supuso el fin de la era europea y la desaparición de tres imperios: el austrohúngaro que dio paso a los estados independientes de Austria, Hungría, Checoslovaquia y Yugoslavia; el alemán con la dimisión del káiser Guillermo II y, el otomano que tras tomar Constantinopla ocuparon  inmensos territorios en el Sureste de Europa  y el norte de África, pero que transcurrido el tiempo se ve reducido a la moderna Turquía.

Centenares de cambios se incuban y se desarrollan en esos tiempos. Henry Ford cambia totalmente la industria del automóvil no solo mecaniza la cadena de montaje, sino que crea el mercado del automóvil a lo largo y ancho de los Estados Unidos con el modelo T que se puso en venta en 1908 a 828 dólares, fabricándose en 1914 más de trescientas mil unidades en ese país y más de cincuenta mil en Alemania, así pues, se pone en marcha el desarrollo del mayor conglomerado industrial que el mundo haya conocido y disfrutado. Pero no solo es el automóvil, la revolución científicallega de la mano de la física cuántica que impulsa el joven investigador Albert Einstein, empleado de la Oficina de Patentes de Berna, presentando en 1905 el estudio “Sobre la electrodinámica de los cuerpos en movimiento” que completa en 1916 con la “Teoría de la relatividad general”; otros descubrimientos científicos hace María Curie que junto a su esposo descubren la radiactividad al aislar  el polonio y el radio. Igualmente en los albores del siglo la botánica recibe un gran impulso de la mano de los botánicos Vries, Correns y Tschermark quienes demostraron de manera palmaria que los genes eran la clave  de la herencia, asimismo Vries desarrolla en 1914 la teoría de las mutaciones y desviaciones genéticas planteando de esa manera su influencia en el proceso de la evolución humana.

A los avances que la revolución científica auspicia se produce en  Rusia la revolución de octubre de 1917, bien lejos de la revolución americana y la revolución francesa, revolución marxista-leninista que bajo la conducción de Lenin establece en la Rusia zarista el primer régimen totalitario que haya conocido Europa y el Mundo; décadas más tarde tras el fin de la Segunda Guerra Mundial las tropas soviéticas imponen su régimen totalitario a la Europa del Este esforzándose en el resto de Europa, África, Asia y América vía  tercera internacional comunista.      

El mundo amplió sus horizontes más allá de Europa cuando se produce la victoria del Japón  sobre China y Rusia en 1985 y 1905 comprendiendo que no se encontraba sola en la faz de la tierra en tanto Continente hegemónico y que era importante geopolíticamente contar con criterios y opiniones no europeas y más aún cuando la entrada de los Estados Unidos en la Gran Guerra y su creciente influencia en la esfera occidental son hechos irreversibles, recuérdese la Doctrina Monroe: América para los Americanos. En fin, el final de la Primera Guerra Mundial supuso el inicio del proceso  descolonizador que se acelera  culminada la Segunda Guerra Mundial que de hecho significo  el fin de la era  europea.

Pasa a la Historia el año 1914 como el año en que comenzó un conflicto bélico de dimensiones hasta ese momento desconocidos que cobró tres imperios, veinte millones de muertos entre militares y civiles, y veintiún millones de heridos, y movilizó sesenta y cinco millones de soldados, sin contar los recursos económicos que todos los países beligerantes tuvieron que erogar y la destrucción de ciudades e infraestructuras.

En fin, en palabras del historiador norteamericano Fritz Ster, la  Primera Guerra Mundial y el día 14 resultó “la primera calamidad del siglo XX, la calamidad de la que surgieron todas las demás calamidades”.