Cómo pueden afectar las políticas de Donald Trump las economías de Venezuela y América Latina

Por Juan Antonio Avellaneda (Londres).- Ecuador  y Venezuela serán los másperjudicados por presentar el mayor riesgo-país.  Si antes de este escenario se estimaba que Venezuela debería emitir bonos con cupones del 12% para que fueranatractivos, ahora con esta realidad solo por cuestiones técnicas de finanzas esa tasa debe ser por lo menos 2% superior, si es que el próximo año o incluso en  2018 se quisiera ir a los mercados.


Por Juan Antonio Avellaneda (Londres).-Luego del periodo de Ronald Reagan y elconocido consenso Washington que fundamentaba el crecimiento de la economía no por el gasto público sino por la inversión privada y el  libre comercio, y de allí los tratados de libre comercio, es interesante observar cómo un candidato del Partido Republicano, el mismo de Reagan, llega a la presidencia prometiendo crecimiento económico vía gasto público ( plan de infraestructura), proteccionismo comercial con más aranceles y amenazando los tratados de libre comercio.  Nos referimos a Donald Trump.

Donald Trump, candidato republicano a la presidencia de EE.UU.

Donald Trump, presidente electo de EE.UU.

Esta separación de lo que son los principios económicos tradicionales del partido conservador Republicano y el populismo de Trump está generando no pocasinterrogantes en los mercados financieros y el mundo económico global.  Quitando la retórica de insultos hacia los latinos, el efecto Trump no se sabe aun que impactotendrá sobre la economía latinoamericana. Los mercados esperan el nombramiento del Secretario de Comercio y Secretario del Tesoro para estimar si la nueva administración ira hacia el populismo proteccionista o si girará hacia un rumbo más moderado. Sin embargo podemos analizar el impacto basado en tres políticas que parecen no tener vuelta atrás.

La primera es la eliminación del estímulo monetario vía subida de tasas de interés.

La segunda es el plan de tres trillones de dólares en infraestructura.

Y la tercera,  la política comercial más proteccionista.

El rendimiento del bono del Tesoro estadounidense de 10 años, marcador de la tasa de intereses para calcular riego-país y por lo tanto base para costos de endeudamiento de las naciones, ha subido de 1,7%  desde antes de las elecciones a 2.342% al cierre deeste viernes 17 de noviembre.  Esto es un indicativo de que los mercados estiman el fin del estímulo monetario o tasas cero en Estados Unidos; es decir vienen aumentos de tasas. Esto tendrá un impacto inmediato en los bonos de deuda soberana de los países. Más aun, el costo de endeudamiento subirá.

¿Cómo afectará a América Latina?  Ecuador  y Venezuela serán los más perjudicadospor presentar el mayor riesgo-país.  Si antes de este escenario se estimaba que Venezuela debería emitir bonos con cupones del 12% para que fueran atractivos, ahora con esta realidad solo por cuestiones técnicas de finanzas esa tasa debe ser por lo menos 2% superior, si es que el próximo año o incluso en  2018 se quisiera ir a los mercados (asumiendo que el riesgo político continúe). Por lo tanto, a los países latinoamericanos se les hará más costoso emitir deuda en un futuro bajo la administración Trump.

Uno de los bastiones de la campaña de Trump fue su plan de infraestructura de tres trillones de dólares que buscará reactivar la económica y generar empleo al más puro estilo keynesiano. Trump ha prometido construir o remodelar aeropuertos, autovías, redes de trenes, etc.   De cumplirse esta promesa, esto tendrá un impacto positivo en materias primas como el cobre y hierro por lo que países como Chile y Brasil podrían beneficiarse.  Este plan también requerirá de más energía. Sin embargo ya Trump anunció que esta se obtendría incrementando la producción de crudo y gas en Estados Unidos gracias a la disminución de regulaciones ambientales. La especulación de que Harold Hamm, un billonario petrolero de Oklahoma sea su Secretario de Energía, es un indicio de que Trump perseguirá aumentar la producción interna. En consecuencia, el precio del petróleo podría estancarse o disminuir.

sop-ap-spanf-spanfile_luna-e1475344920263

Donald Trump, presidente electo de EE.UU.

Finalmente, el área más polémica es el tema comercial,  asumiendo que Trump aplique una política más proteccionista. Aquí el gran perdedor sería México.  No es casualidad que desde el triunfo de Donald Trump el peso mexicano se haya devaluado casi un 24%. México es el país que depende más comercialmente de Estados Unidos, tanto por sus exportaciones e importaciones. Le siguen los países centroamericanos, los cuales se han convertido en núcleos de manufactura textil para llevar productos a Estados Unidos. Los países suramericanos en su totalidad tienen una balanza comercial más diversificada con China y la Union Europea por lo que ellos no se verían tan perjudicados.

Sobre este tema casualmente este fin de semana se llevó a cabo la reunión del Tratado de Libre Comercio del Pacifico (TPP) en Lima promocionado por Barack Obama y el cual debería firmar  la próxima administración Trump. En esta cumbre, China, potencia que fue dejada por fuera en los primeros acuerdos, participó y tomó la batuta del tratado que podría incluir a Rusia, México, Chile, Perú, Colombia, Japón, Singapur, Corea del Sur entre otros. China dejó sentado que con o sin Estados Unidos este mega acuerdo de libre comercio no tiene retroceso.  Lo anterior puede ser interpretado como un mensaje a Trump.

Hay que insistir en que persiste la incertidumbre de cómo sería el Gobierno de Trump.Su plan de infraestructura significa más endeudamiento y mayor déficit fiscal, aspectosque siempre han sido luchas del Partido Republicano, como también lo es la lucha contra el proteccionismo. ¿Habrá divorcio de los principios económicos que ha sostenido el partido que es mayoría en el Congreso y el  presidente electo?

Es importante esperar los próximos días para conocer  el gabinete y las primeras declaraciones de los Secretarios de cada área. Sin embargo desde el próximo 20 de Enero del 2017 cuando sea juramentado presidente de los Estados Unidos de América, Latinoamérica tendrá que comenzar  a navegar en un mar de incertidumbre que afectarán su economía.