Investigan en la Asamblea Nacional 64 violaciones de DD.HH. cometidas por militares

Por Danny Leguízamo @DannyLeguizamo.- Nicolás Maduro es un civil. Pero su régimen es militar. El poder económico y político está en manos de militares. ¿Y la justicia? Durante los últimos años, ya son varios los casos de civiles juzgados por tribunales militares. Esa es la denuncia que realiza el diputado Édgar Zambrano hoy en KonZapata. Y es un reflejo de hacia dónde va el chavismo si continúa preservando el poder por más tiempo.


Por Danny Leguízamo @DannyLeguizamo.- Édgar Zambrano es diputado a la Asamblea Nacional y vicepresidente de Acción Democrática. Como parlamentario, repite en la presidencia de la Comisión de Seguridad y Defensa. Hoy Zambrano ofrece una entrevista exclusiva para KonZapata con la periodista Ascensión Reyes. Allí, abordó netamente el tema militar. De los ejercicios que se han realizado en este sector, en medio de la mayor crisis económica de la historia de Venezuela; del gasto del régimen en armamento, y de un tema del cual poco se ha hablado hasta el momento con la profundidad que requiere: El sometimiento de civiles a la justicia militar. Este es un gobierno que en teoría “preside” un civil. Pero el régimen es militar. El poder político y económico está concentrado en manos de militares.

Édgar Zambrano es diputado a la Asamblea Nacional y vicepresidente de Acción Democrática

Édgar Zambrano es diputado a la Asamblea Nacional y vicepresidente de Acción Democrática

Sobre los desfiles y la dotación de armas a la Fuerza Armada, Zambrano ha sido muy claro al respecto: “Eso fue un teatro itinerante del Gobierno que incurre en un acto de inmadurez cuando pretende por la vía de ejercicios de carácter belicista mostrar la forma con la cual el Estado venezolano actuaría en el supuesto de las guerras imaginarias (…) se incurre en gastos innecesarios cuando es público y notorio que a los soldados le están dando los fines de semana libre porque los cuarteles no tienen como alimentarlos y además, se sabe que hay una alta deserción de los funcionarios castrenses”.

Es decir, que aparte del oneroso gasto que representan estos “ejercicios” -van varios desde que asumió Nicolás Maduro, todos televisados-, Zambrano revela que hay deserción y no existen recursos para la dieta de los funcionarios castrenses. Eso da otra idea de cómo se están manejando los dineros públicos: La supremacía de lo innecesario en perjuicio de lo que se supone es más importante. Así ha ocurrido con la economía en términos generales.

El despilfarro ha sido de tal magnitud, que aunque la jerarquía militar se niega rotundamente a rendir cuentas a los diputados de la Asamblea Nacional, Zambrano expresa en un pasaje de la entrevista que sí hay conclusiones con respecto a la adquisición de equipos bélicos. Un par de frases reflejan la crisis originada: “Los aviones y helicópteros no cumplen a cabalidad con su objetivo. Se van a tierra sin que se tenga conocimiento de que los proveedores hayan resarcido a la República”.

También se han reportado abusos. El régimen ha criticado reiteradamente el uso de los Teatros de Operaciones en el pasado. Que eran caldo de cultivo, según ellos, de torturas. Pero Zambrano cuenta del caso del Distrito Militar 1 en La Guajira: “Se constataron 19 muertos, 41 heridos, 19 torturados, un secuestrado, una desaparición forzosa, más de 600 detenciones arbitrarias y 100 allanamientos ilegales”. Luego remata: “Gran parte de estos indígenas asesinados recibieron tiros en la espalda”. Y lo peor es que la Comisión que preside no ha recibido respuesta de ninguno de los organismos a los cuales se les ha oficiado al respecto, como la propia Fiscalía General de la República. Suman 64 los casos de violaciones a los Derechos Humanos que investiga la Comisión de Seguridad y Defensa. La cifra incluye cadetes “afectados por gases provenientes de artefactos explosivos empleados en ejercicios militares que se efectuaban en Fuerte Tiuna”, por presunto vencimiento de los mismos.

Y el otro tema, tan sensible como los demás, cuyo tratamiento debe ser el de extrapolarse a la naturaleza del régimen. La militarización de la justicia puesto que, inicialmente, judicializaron la política. Merece la pena citar íntegramente un pasaje de la entrevista sobre este particular:

-Los civiles son: Luis Colmenares que es técnico superior en Ciencias Fiscales y lo acusaron de rebelión militar y condenado a cincos años de prisión que pagará en La Pica; Jesús Salazar, es carpintero, también está en La Pica fue condenado por rebelión y uso indebido de condecoraciones, y Pedro Maury, taxista, le dieron una pena de cinco años por instigación a la rebelión, está recluido en Ramo Verde.

Los anteriores, juzgados por el denominado “Golpe Azul”, en el que también hay militares juzgados y condenados. Esa es la naturaleza del régimen y no cambiarán su esencia.

Zambrano, a pesar de las serias obstrucciones de las que es víctima el Parlamento, estima que para el año 2017 se trabajarán en su Comisión “leyes de Carrera Militar, reforma  a la Ley de Fronteras y reforma del Código Orgánico de Justicia Militar”. Y habrá más resultados de violaciones a los Derechos Humanos.