Entre 2007 y 2016 se Intensifica el proceso de concentración de poder chavista (y III)

Por Orlando Zamora.- A pesar del breve descalabro por la pérdida del referendo consultivo en 2007, con nuevos bríos se desarrolla la mayor ofensiva de control de todas las escenas de la vida nacional. El Estado chavista coopta 2,6 millones de empleados públicos, gran parte de ellos se integran en brigadas proselitistas. 


Por Orlando Zamora.- Este período es el más intenso y acelerado en la construcción del infortunado modelo centralista o socialista, apuntalado en la reelección presidencial al cierre de 2006.

poderometro

Se diseña un nuevo Estado de derecho socialista mediante cinco leyes habilitantes y 754 leyes  que desmontan la descentralización nacional e implementan la concentración del poder en el propio presidente Hugo Chávez, que elabora directamente el 52% del total de leyes sancionadas por la Asamblea Nacional roja.

A pesar del breve descalabro por la pérdida del referendo consultivo en 2007, con nuevos bríos se desarrolla la mayor ofensiva de control de todas las escenas de la vida nacional. El Estado chavista coopta 2,6 millones de empleados públicos, gran parte de ellos se integran en brigadas proselitistas.

Fragmenta y enrojece sindicatos de corte patronal en todo el país; centraliza la actividad cultural mediante la toma oficial de 35 teatros o espacios culturales; 17 espacios ocupados por aeropuertos, puertos, centros de distracción, áreas deportivas. El Gobierno centraliza parcialmente el turismo creando 19 hoteles. En el 2009 el Ejecutivo centraliza autopistas, carreteras, puentes, aeropuertos. Se afana en consolidar la hegemonía ideológica en materia educacional.

En 2009 se le arrebatan las funciones y recursos a la Alcaldía Metropolitana y se crea una paralela denominada del Distrito Capital. Corpomiranda compite y disputa fondos de la gobernación de Miranda. En 2010 se consolida la legislación comunal. Entes sin autonomía alguna, constituyen una fuerza social del PSUV. El Consejo Federal de Gobierno descentraliza y centraliza los Distritos Motores de Desarrollo y administra todos los fondos a través del Fondo de Compensación Interterritorial.

En 2010 se centraliza en cinco personas el control institucional de bancos, bolsas, empresas de seguros, a través del Órgano Superior del Sistema Financiero Nacional (OSFIN). En ese mismo año se fortalece la Comisión Central de Planificación que elabora el “mapa central de la estructura económica pública y privada para la construcción del modelo socialista”.

Para el 2010 se han desarrollado 29 subsistemas integrados al Sistema de Suministro Socialista (Sisso). El Estado detenta la producción del 70% de café, 50% de arroz, 45% de maíz, 85% de cabillas, 90% de cemento, y 95% de aluminio.

E 2011 la Ley de Costos y Precios Justos sintetiza el más poderoso entramado de control y sanciones mediante la complementación y aplicación de todas las leyes afines, incluyendo la cooperación de cuerpos policiales, FANB, BCV, Seniat, Cencoex, tras el fin macro del control de todas las fases del proceso económico.

En los tres últimos años de profunda crisis se ha fortalecido el totalitarismo mediante decretos de emergencia. Las consecuencias se notan en cada rostro humano que en colas y hasta en la basura busca medios de sobrevivencia.