Hoy el gobierno de Maduro es más débil que ayer.