konzapata.com

No es tan difícil meterle la lupa a Cadivi

miércoles 23 de julio de 2014, 17:00h
Por Danny Leguízamo @DannyLeguizamo.- Aquí publicamos parte del listado de empresas que, sin cumplir con la Ley, recibieron divisas a través de CADIVI. Incluyendo SUVINCA, denunciada por el propio presidente de CENCOEX.

Por Danny Leguízamo @DannyLeguizamo.- En KonZapata hemos investigado durante varias semanas el listado de empresas que recibieron divisas a través de CADIVI en el período enero-abril de 2014. Al cotejar algunas de ellas contra el Registro Nacional de Contratistas (RNC), observamos que muchas, a pesar de que negocian con el Estado, no tienen los recaudos completos ni cumplen con la Ley de Contrataciones para hacerlo. Sin embargo, recibieron sus dólares. En la lista que recientemente publicó CENCOEX sobre aquellas empresas que deben “verificar uso correcto de divisas” (un total de mil, en primera fase), no figura ninguna de las que importan alimentos para ser suministrados a institutos o cadenas del gobierno; tampoco la empresa de la esposa del ministro Rodríguez Torres, Importadora Alzuro C.A. y mucho menos SUVINCA, denunciada por el propio presidente de CENCOEX por irregularidades en importaciones de carros chinos.

Deberían investigar, por ejemplo, a la estatal SUVINCA S.A, RIF G-2000102144, que recibió un total de 3 millones 189 mil dólares para la importación de textiles, cuando importan carros chinos y nos los entregan. El hoy presidente de CENCOEX -mismo órgano que exige verificar uso correcto de divisas a particulares y ahora a empresas- denunció hace meses que SUVINCA presuntamente estafó a personas que habían cumplido con todos los recaudos para recibir su vehículo modelo Chery, pero nunca se los entregaron. Fleming destacó que tuvieron que acudir a la importación de 5 mil unidades adicionales para cubrir “el desfase”.

También se debería meter la lupa a la empresa Alzuro C.A, RIF J-310669937, que pertenece a Zuleima Medina, esposa del ministro Miguel Rodríguez Torres, lo que ya significa una ilegalidad. Esta empresa recibió 12 millones 470 mil 617,90 dólares ocupando el  puesto 31 en la lista de importadora de alimentos, mientras que Kraft, de reconocida trayectoria en el país, apenas recibió 5 millones de dólares, ubicándose en el puesto 68.

A  empresas como Carnes El Pazo C.A, RIF J-316125017 le otorgaron 5 millones 66 mil 200 dólares, a pesar de que se encuentra en pleno proceso de descapitalización según el RNC, lo que significa que conforme al artículo 264 del Código de Comercio, los administradores reconocen que su capital social ha disminuido un tercio y que, al alcanzar los dos tercios, la empresa entrará en proceso de liquidación.

Otras que poseen clientes exclusivamente estatales, se encuentran suspendidas por el artículo 30 de la LCP en el Registro Nacional de Contratistas, y sin embargo recibieron divisas este año. DESPAN C.A, RIF J-298998377, obtuvo un total de cuatro millones 369 mil dólares. Fue creada en el año 2010 y se dedica a la importación de “todo tipo de productos alimenticios”; cuenta con una nómina de 15 trabajadores y sus clientes son: Mercado de Alimentos “MERCAL”, y Distribuidora Venezolana de Alimentos (PDVAL).

Similar caso ocurre con Distribuidora Barco Pesca C.A, RIF J-003261238. Recibió tres millones 839 mil dólares; también se encuentra suspendida por el artículo 30 de la LCP para negociar con el Estado, y sin embargo entre sus clientes se encuentran: la Comandancia General de la Armada, la Dirección de Inteligencia Militar (DIM), y el Servicio de Alimentación del Ejército. A todas les provee pescados y mariscos, y su último estado financiero data del año 2007, con rentabilidad y rendimientos sobre activos de cero.

De las declaraciones  en las voces de Edmeé Betancourt y Jorge Giordani, sobre la pérdida de 20 mil millones de dólares en empresas de maletín vía Cadivi, que destaparon de manera “oficial” los focos de corrupción en la liquidación de divisas, ya no queda nada: Maduro indicó que solamente será investigado el lapso correspondiente a enero-abril de este año, justo el que tenemos en nuestro poder. Para complicar aún más las cosas,  ha dicho, según reseña Últimas Noticias, que las comunas recibirán dólares preferenciales para la importación de insumos y maquinarias: “participen en CENCOEX, de SICAD-1, de manera planificada, de una vez, y establezcamos un mecanismo”, dijo Maduro, exhortando a Alejandro Fleming a reunirse con una comisión “de comuneros” para precisar los términos de esta participación, todo en medio de un declive de la popularidad del gobierno más los pobres resultados en las elecciones de delegados para el III Congreso Ideológico del PSUV.

Hasta ahora no se ha ubicado a la primera empresa de maletín y aún así se decide entregar dólares a las comunas, que tampoco tienen la capacidad organizativa para llevar a cabo la tarea de intermediar con los organismos gubernamentales que asignan divisas. El intento desesperado de Maduro para ganar simpatías fue bajo el pretexto de que “los dólares son del pueblo”.

Al respecto, Jorge Roig, presidente de Fedecámaras, señaló por su parte que si las comunas van a recibir divisas, entonces se transformarían en una empresa cualquiera desviando su objetivo original, además de preguntarse para qué podrían requerirlas.

Maduro ofrece embarcarse en la aventura “comunal”, añadiendo otro posible foco de corrupción a los ya existentes, cuando a la fecha no han investigado las empresas que recibieron dólares, ni a las que negocian directamente con el Estado, a pesar de que sus datos se encuentran desactualizados en el RNC, incumpliendo el artículo 30 de la Ley de Contrataciones Públicas (LCP), el cual establece la obligatoriedad de mantener estos recaudos al día para poder efectuar contratos con empresas estatales.

KonZapata