konzapata.com

¿Y quién se atreve a investigar al apellido Chávez?

viernes 22 de enero de 2016, 10:00h
Por Elizabeth Fuentes @fuenteseliz.- Argenis, el bordón de la familia, el toñeco, el menor de los hermanos de esta nueva  realeza que habita en Barinas, ha llevado una vida pública  rodeada de sospechas de corrupción, ineficiencia y nepotismo. Hasta  Alemania han llegado los ecos de su  paso por la administración pública y lo sabroso que se vive en su finca La Malagueña, donde nunca escasea la carne. 
Elizabeth Fuentes Elizabeth Fuentes

Por Elizabeth Fuentes @fuenteseliz.- Callado, introvertido, al menor de los hermanos de Hugo Chávez le dicen El Zamurito. Algunos porque su tono de piel es más oscuro que el  resto de la familia. Aunque otros le dan al sobrenombre  una connotación distinta: la del ave que donde llega, no deja que nadie más toque lo suyo.

Ya desde el año 2005  Argenis fue una mala noticia para el apellido Chávez cuando tres militantes del partido de gobierno- Pedro Carreño, Julio César Reyes y Wilmer Azuaje-, investigaron y denunciaron la adquisición de la enorme finca La Malagueña por parte de un humilde empleado de la hacienda La Chavera, propiedad de los padres de Hugo. Pero La Malagueña   terminó en las manos de Argenis.

Wilmer Azuaje introdujo entonces una demanda ante la Comisión de Contraloría de la Asamblea Nacional, para investigar la verdadera procedencia del dinero con el que se adquirió la propiedad. Y si bien  la denuncia nunca prosperó y tanto Azuaje como Reyes salieron del partido de gobierno, la fama de Argenis comenzó a asociarse a la palabra corrupción.

De este hecho en adelante, la lupa se posó sobre el nuevo tren de vida de la familia presidencial. El diario Spiegel, de Alemania, publicó  un extenso reportaje sobre la fortuna de los Chávez, donde repetía un viejo rumor que cundió en Barinas. Que en medio de una fiesta en la finca de Argenis, el presidente Chávez le destruyo una camioneta Hoomer nuevecita, a golpes de batazos.

"Se suponía que Argenis iba a suceder a su  padre en la Gobernación. Pero a causa de los muchos escándalos en los que se ha visto envuelto, el Presidente lo removió de la línea de fuego", afirmaban en Spiegel.

Sin embargo, a raíz del ACV sufrido por el gobernador, Argenis fue nombrado Secretario de Estado, tomó las riendas de la gobernación de Barinas y desde allí , según el dirigente regional Omar Arévalo, se vio involucrado en  irregularidades administrativas en licitaciones dudosas debido a que algunos decretos de emergencia emanados de la Gobernación "permiten hacer adjudicación directa de contratos, y por esa vía comerciantes vinculados a los Chávez han salido beneficiados.", denunció Arevalo. Argenis continuó en el poder hasta que su hermano  Adán ganó las elecciones en el estado  y lo eliminó de la nómina. 

El diario El País, de España, también publicó un reportaje titulado "Los Chávez en su feudo", donde hurgaban en la nueva riqueza que exhibían los familiares del presidente, sin disimulo alguno: 

"Cuando se organizó en agosto la Copa de América, en algunas ciudades se construyeron estadios de fútbol nuevos. Aquí se decidió reconstruir el viejo, que tenía más de 50 años", declaró el opositor Rafael Simón Urbina al periodista español. "Sólo se jugó un partido, el de Paraguay contra Venezuela. Tuvimos que dejar los carros a unas diez manzanas del estadio. Las obras costaron más que las de un estadio nuevo. Y lo peor es que aún siguen sin terminarse".

"¿Cómo puede el presidente llamar corrupto a nadie cuando tiene aquí a sus hermanos, que son los mayores corruptos?", le preguntó el vigilante de seguridad Iván Márquez al corresponsal de El País. "Mientras su familia se ha enriquecido, aquí hay cada semana al menos tres cortes de luz; el hospital que iban a remodelar nunca terminaron de hacerlo; la cárcel sigue en la ciudad, no han construido una nueva; el nuevo terminal de autobús lleva un año y medio parado... Y mientras, tenemos que ver cómo los hijos de los hermanos de Chávez se quedan en la discoteca Cooper's Town o en la Escape y pagan cuentas de miles de bolívares que casi nadie en este pueblo puede permitirse".

Aún así, el apellido Chávez le siguió funcionando muy bien a Argenis y ya para el  2011 fue nombrado Ministro de Energía Eléctrica y presidente de Corpoelec. Pero casualmente fue durante su administración cuando las iguanas y los rayos y la sequía o la lluvia comenzaron a sabotear el servicio eléctrico, excusa que  le funcionó para justificar lo innegable: que los apagones constantes y el racionamiento sufrido eran producto directo de  la falta de planificación de un gobierno  que, literalmente, era luz en la calle y oscuridad en la casa. Un gobierno que no previó el crecimiento de la población, el debido mantenimiento al sector y mucho menos, invirtió en nuevas plantas. Y para completar, los apagones  generaron una nueva casta, los bolichicos, que se enriqueció vendiendo plantas eléctricas al gobierno para paliar la crisis.

Argenis Chávez Argenis Chávez

Menos de dos años estuvo Argenis en Corpoelec, renuncia que fue recibida con algarabía por los empleados de la empresa. Sin embargo, esta renuncia vino seguida de otro nombramiento inexplicable: Director Ejecutivo de la Magistratura. Un tremendo premio de consolación que, según las buenas lenguas, fue producto de la perseverancia de la esposa, Belkis Quintero,  inspectora en tribunales, persona que se presume es  clave en la destitución y designación de jueces. Un cargo para un abogado ejercido por un ingeniero, quien debía administrar los recursos del Poder Judicial con mayor tino a como  lo hizo  en Corpoelec, donde había  recibido multimillonarias inversiones para mejorar el sector  que nunca se vieron reflejadas en lo pésimos resultados de su gestión.

Apenas tomó el nuevo cargo, Argenis Chávez nombró a su esposa Directora de Bienestar Social del DEM y solicitó dos créditos adicionales a la Asamblea Nacional para cancelar bonos y beneficios a jueces y empleados del poder judicial, incluyendo tres meses de aguinaldo, más un bono de dos meses y medio para cada uno.  De allí que más de un crítico haya afirmado que a Chávez lo pusieron en ese cargo "para que controle a los jueces y estos no investiguen los casos de corrupción".

De la DEM salió para hacer campaña electoral, pero la derrota sufrida  nada menos que  en Barinas, lo desdibujó del mapa político nacional, al menos por ahora. Desde entonces, poco se sabe de este Chavez. Quizás en cualquier momento lo veamos ante  la Asamblea Nacional, pero esta vez para explicar de dónde provienen sus bienes y en qué gastó el tiempo durante su fracasado paso por Corpoelec.

KonZapata