konzapata.com

Jorge Roig: Dios quiera que sea verdad la cruzada anticorrupción del Gobierno (y II)

viernes 08 de diciembre de 2017, 13:00h
Por Ascensión Reyes R. @ascer19.- El ex parlamentario y ex presidente de Fedecámaras, se pronuncia porque realmente se establezca un sistema mucho más limpio que tiene que pasar por, incluso, los militares. “En negocios muy turbios venezolanos están implicados militares”. Apunta que “cuando se vea la disposición del Gobierno de realmente limpiar la casa, pues se sacarán conclusiones de que en verdad hay una epifanía de limpieza de las instituciones”.
Jorge Roig: Dios quiera que sea verdad la cruzada anticorrupción del Gobierno (y II)
Jorge Roig, empresario, ex presidente de Fedecámas, y miembro del equipo asesor de la Oposición en las negociaciones de República Dominicana.

Por Ascensión Reyes R. @ascer19.- Jorge Roig, integrante del equipo negociador de la Oposición en las conversaciones con el Gobierno en República Dominica, hace votos porque el Ejecutivo, de verdad, tenga una cruzada de lucha contra la corrupción y no que sea por el reparto de un botín y por las diferencias internas dentro del PSUV. A su juicio, con los escándalos de corrupción que se han destapado en PDVSA queda claro que no había tal “guerra económica” como denunciaba el oficialismo. No le augura éxito a la criptomoneda propuesta por el Ejecutivo porque este sistema digital se basa en la confianza, y eso es lo menos que tiene la administración del presidente Nicolás Maduro.

-Estas actividades, por no decir, jugadas del Gobierno de luchar contra la corrupción en PDVSA, ¿qué objetivos reales tendrían? ¿Que se puedan levantar las sanciones? ¿Que la Oposición confíe más en el Gobierno?

-Un mundo de especulaciones. Primero es real que no existía tal cosa como la “guerra económica”, sino que las personas que manejaron el 96% de las divisas de este país, óigase bien el número, de cada 100 dólares que entraban a Venezuela 96 dólares entraron por PDVSA, están presas. Es decir, que no había “guerra económica”, sino un botín que se repartieron ahí. Y ahora, el Gobierno que necesita de alguna manera de esos recursos que fluían está tomando correctivos. De tal manera, eso está sujeto a que son presuntas implicaciones y ya veremos lo que detectan los tribunales competentes. En segundo término, las especulaciones son totalmente válidas. Es una cosa que quieran presentar ante el país que se están adecentando, pero el adecentamiento no es sólo PDVSA, porque el sistema de corrupción venezolano ya llega a todos los estratos. Dios quiera que el Gobierno en esta nueva etapa tenga no una cruzada sólo con fines políticos, sino que realmente establezca un sistema mucho más limpio que tiene que pasar por, incluso, los militares. En negocios muy turbios venezolanos están implicados militares. Entonces, cuando se vea la disposición del Gobierno de realmente limpiar la casa pues se sacarán conclusiones de que en verdad hay una epifanía de limpieza de las instituciones.

-Pero también estarían pensando en desconocer las deudas. Ahora dicen que el compromiso que contrajo Eulogio Del Pino en Petrozamora se hizo sin el aval del Estado.

-Si… es bien complejo. Del Pino como presidente de PDVSA sólo podía contraer deudas comerciales. Todos los bonos de PDVSA han sido avalados por la República, en cuanto a bonos de reestructuración de deudas. Del Pino sólo podía tener deudas comerciales con proveedores, pero nunca podía tener la política monetaria del país involucrada. Todos los bonos de PDVSA tenían el aval de la República y un default cruzado. Si dejas de pagar uno tienes consecuencias con los otros bonos. No solamente los de PDVSA, sino los soberanos. Todos esos bonos de alguna manera tienen la aprobación del Gobierno, del Estado. No es sólo de un Gobierno de turno, sino que es una deuda que va más allá. Los venezolanos debemos ese dinero, independientemente quien haya tenido la iniciativa del endeudamiento.

-¿Cómo evalúa la propuesta de la criptomoneda? ¿Podría tener consecuencias favorables para los venezolanos? ¿Ciudadanos de a pie podrían acceder a ese sistema?

-Yo no lo recomendaría. Una criptomoneda se basa en un método digital de pago y fundamentalmente tiene unos mecanismos de confianza detrás. El Gobierno tiene de todo menos confianza. Una cosa es que para emitir monedas que son la representación de reservas que se tienen en el país hay que tener las reservas, en el caso del billete normal se hacen fundamentalmente en oro. No tendría nada de inusual que se pudiera garantizar una criptomoneda en petróleo, esa no es la parte descabellada de la propuesta, pero todos los países que tienen petróleo tendrían que estar un poco en sintonía con este nuevo mecanismo de pago. Una propuesta que venga aislada en un show mediático como el que tiene el presidente Maduro los domingos, y anunciada con tan poca seriedad, no le auguro mucho éxito. De hecho, no es el primer experimento que hace el Gobierno venezolano que fracasa como fue el Sucre y el Bolívar Fuerte. Mientras no se genere confianza se pueden emitir los métodos de pago que se quieren, pero nadie los acepta. Se pueden sacar mañana billetes de Monopolio y para el mundo son billetes falsos, porque quien los emite no es un gobierno confiable y eso lo que le está pasando al gobierno venezolano. Es una de las causas por las que tiene tanta presión para negociar.

-Recientemente la Asamblea Nacional Constituyente (ANC) aprobó el presupuesto de la nación con un velo de opacidad. No se sabe cómo se calculó el barril de petróleo como tampoco en qué moneda, y hay otras lagunas también, ¿se puede enfrentar el próximo año con ese ejercicio fiscal?

-Hacer presupuestos hoy en día es un ejercicio absolutamente ridículo no solamente para la nación venezolana, sino para cualquier empresa cuando se habla de hiperinflación. Cuando se va a tener una inflación cercana a 5.000% el año que viene ¿qué se puede plasmar en un presupuesto? Evidentemente, este es un presupuesto que tiene la validez de cumplir con un trámite que ellos justifican a través de la ANC, porque es poco transparente, no pasó por las verdaderas autoridades que en la Asamblea Nacional, donde se debían discutir las prioridades como Gobierno y donde se deben asignar los recursos de acuerdo con una metodología. A mi juicio no sólo como ex parlamentario, sino como ciudadano, es absolutamente ilegal. Creo que esto debió pasar por la Asamblea Nacional, con la transparencia e interpelaciones del caso. Se deben definir muy bien las prioridades del país y cuáles son las bases por las cuales habrá ingresos, bien sean los ordinarios por la vía del petróleo y los extraordinarios, por la vía de impuestos y nada de esto lo conoce el venezolano. Hay una opacidad y poca transparencia que nunca antes había pasado. Por lo demás, como dije, independientemente que se hubiera hecho con transparencia, en estos momentos va a necesitar muchísimas revisiones. En mi época se reconducía el presupuesto con inflaciones muy pequeñas. Con una inflación de 5.000% el mes que viene todo lo que ahí está plasmado ya no sirve. Entonces, la verdad es que se necesitan otros mecanismos en estos momentos cuando se habla de hiperinflación. Hay que cambiar la modalidad y ejecución presupuestaria.

KonZapata