Edición testing
16 de septiembre de 2019, 0:42:10
Katalejo


El grito del poder

Por Producción KonZapata


Publicado en El mundo 28 de enero de 2010 “¿Quién como la Bestia? ¿Y quién puede luchar contra ella?”.Apocalipsis, 13-4.

I

    En la ola de rumores de los últimos días asoman aspectos reales. Cierto que un grupo venía empujando por la salida del gobierno de Diosdado Cabello, a quien señalan de incapaz, y de quien dicen no ha podido recuperarse de la derrota sufrida en Miranda. Cabello y Bernal, aliados incondicionales, reaccionaron, pasaron a la ofensiva y ganaron. De ahí la declaración de ambos de que es Chávez quien debe decidir los candidatos a la Asamblea Nacional. Véase la pasión con que Bernal –el mismo Bernal del 11 de abril- defiende tal tesis. Después, vino la medida contra RCTV, y era Cabello nuevamente arrimando méritos para su causa, y Bernal apoyándolo, y Cabello luego en la Asamblea, como figura descollante. Cierto que la renuncia del vicepresidente Carrizales y su equipo de Banvenez fue en solidaridad con su mujer, la ministra de ambiente. Sobre ella venían cargando ciertas culpas. Lo que no admitió Carrizales fue el estilo del gran poder. Y la reacción de Carrizales marcó pauta: ahora son más quienes se muestran inconformes con el estilo regañón. Esto al punto de generar solidaridad inclusive en adversarios de Carrizales. Hasta el mismo Cabello resultó siendo comprensivo. De todas maneras, se insiste que Cabello vaya a la campaña, como ya Jesse Chacón está montado en el

equipo estratégico electoral.

II

    Se establecen diferencias en el trato. Muy firmes ante algunos funcionarios, y demasiado permisivo con otros. Por ejemplo con Alejandro Andrade, llamado el Ojo de Chávez. Después de todo lo que se dijo y el mismo Chávez gritó y admitió, ahí sigue Andrade, sigue y en papel estrella. Ahora se fue a Rusia con Rafael Ramírez. ¿A cuidar qué cosa? ¿A ser testigo de qué cosas? Tres veces lo nombró Chávez la noche del martes, sorprendiendo a quienes consideraban que el Gran Planificador, Giordani, había aceptado Finanzas bajo la condición de la salida del tesorero. Es más, se creía que el ex-ministro José Rojas, cabalgando entre Washington y Caracas, le tumbaba el cargo y sus funciones. Y ya el ex-ministro Rafael Isea, se frotaba las manos de alegría, porque se marchaba su adversario.

III

    La noticia de la semana es la presencia de Baldo Sansó en el Iesa. Por lo que dijo y cómo lo dijo. Seguro y experto. Convenció a ejecutivos de multinacionales y académicos. Parecía un petrolero de los otros tiempos. Comenzaba su exposición, el abogado asesor de PDVSA, y llegaba su hermana, Beatrice, la esposa de Ramírez, destacada abogada también, a brindarle apoyo desde las gradas. PDVSA había solicitado que sólo hubiera prensa escrita en el acto, nada de fotos, nada de imágenes. Ramírez consultó y le dio el visto bueno para que su cuñado fuera a explicar el Proyecto Carabobo, del cual es coordinador. Gustaron los detalles, y se ve que maneja los puntos clave de la política petrolera. Ya en Nueva York y Londres había convencido. Hay que seguirle la pista a Baldo.

IV

    Policías y banqueros. Siendo enemigos el pueblo y de la revolución, siendo la esencia del capitalismo, del egoísmo y de la ganancia obsesiva, están expuestos y puestos a la orden de iniciativas muy particulares: por eso le caen los policías, especie de horda fundamentada, con una orden de allanamiento, que puede ser falsa, pero nadie va a reparar en que lo sea, pues esos policías profesionales saben hacer las cosas, saben cómo actuar y operar, siendo que el motivo que los mueve hasta la casa u oficina del banquero, es el dinero. Pague y no hay problema. Pague y rompemos la orden. Y el banquero paga, y antes de que vuelvan, ya ha puesto un pie en el avión, y jura no regresar.

V

    Es mejor poner la plata. Los banqueros grandes se miran en los espejos multiplicadores de la maldad y piensan: mejor poner la plata antes que salir corriendo. El espejo les recuerda que Alvarez Stelling no volvió. Que Gómez López ya no es el que era pese a que se mantiene activo. Que varios banqueros murieron, José Francisco Otero, de cáncer provocado por la presión. Que Orlando Castro fue a la cárcel en los Estados Unidos. Que alguna que otra familia se desintegró. Miran el espejo y se miran, pues ahora la situación entraña otro riesgo: el seguimiento del dinero presuntamente malo. Eso significa estar perseguido doblemente: por el gobierno de Chávez y por los gobiernos que buscan personajes sospechosos. A  tres lustros de aquella crisis de 1993-1994, resulta más difícil esconderse, a menos que se pase por Washington y se solicite protección, y a cambio de la protección haya que cantar como tenor muy afinado. Así que en consecuencia es más barato repatriar millones de dólares y enfrentar la situación.

VI

    Ya se oye. Será más fácil ganarle la presidencia a Chávez que la Asamblea Nacional. En Miraflores miden todos los escenarios. El escenario de confrontación, dicen poder ganarlo igual que en 2002 y 2003. El auto revocatorio (promovido por un grupo aliado ya que la oposición no pisa el peine), también se contempla. ¿Autogolpe? Otra vez suena en el ambiente. En apariencia,  Chávez cuenta con juego político. Sin embargo, la situación social y económica cada vez más determina que cualquier maniobra o manipulación  para mantener la mayoría en la Asamblea, se la puede revertir. Si la oposición en abril se presenta con una fórmula unitaria que no deje dudas, el cambio estará enrutado.

Konzapata.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  konzapata.com