Edición testing
13 de noviembre de 2019, 18:01:30
KonDinero


¿Y entonces, por fin, va a desaparecer PDVSA?

Por José Miguel Farías

Por José Miguel Farías (@Rendivalores).- La posible creación de la Corporación Venezolana de Energía, la cual sustituiría a Petróleos de Venezuela, es una recomendación de la Asamblea Nacional Constituyente en el marco de una situación crítica de impagos y una alicaída producción petrolera, que de ser viable, podría marcar el inicio de una nueva etapa en la industria petrolera.


En medio de un desplome histórico de la producción petrolera que ha alcanzado niveles semejantes a los alcanzados a mediados del siglo pasado, Petróleos de Venezuela enfrenta la amenaza de un número importante de demandas en su contra por el incumplimiento del pago de deudas pendientes durante el último trimestre del 2018.

Ante esta delicada y dramática situación de impagos que sufre PDVSA, ha surgido un sinfín de posibilidades en aras de realizar una reestructuración en la empresa. El objetivo fundamental es lograr que PDVSA pueda continuar operando en el corto y mediano plazo sin el gran número de restricciones que se poseen actualmente.

Resulta también interesante que esta propuesta haya salido a relucir días antes de que se venza el plazo de pago del Bono PDVSA 2020, lo cual involucra 950 millones de dólares en capital e intereses acumulados.

Entre las últimas de estas opciones destaca la presentada por la Asamblea Nacional Constituyente: la creación de una nueva empresa estatal petrolera, con la llamativa condición de que esta nueva compañía herede todos los activos de la que pasaría a ser la antigua PDVSA, pero no así sus deudas.

Esta nueva empresa, que tentativamente podría ser llamada Corporación Venezolana de Energía, estaría encargada del desarrollo de proyectos de energía orientados a la exportación por cuenta propia a través de empresas mixtas con la colaboración de socios extranjeros. Esto lo comenta el economista David Paravasini, presidente de la comisión de Petróleo, Gas, Energía y Agua de la Asamblea Nacional Constituyente.

"Estamos convencidos de que es necesario configurar una única empresa nacional que llamaremos tentativamente Corporación Venezolana de la Energía, que sustituya a la actual sociedad anónima petrolera PDVSA”, ha dicho Paravisini.

Lo llamativo de la creación de esta nueva estatal venezolana es que absorbería todos los activos tangibles e intangibles de PDVSA, incluyendo la refinería Citgo, y, asimismo, contaría con todo el aparataje a nivel administrativo y operacional de la Estatal Venezolana, pero no adquiriría ninguna de las obligaciones que ostenta actualmente PDVSA ante sus acreedores.

Resulta también interesante que esta propuesta haya salido a relucir días antes de que se venza el plazo de pago del Bono PDVSA 2020, lo cual involucra 950 millones de dólares en capital e intereses acumulados.

Tal vez si la estatal venezolana continúa atrasando y acumulando el pago de deudas, la creación de esta hipotética empresa podría convertirse en realidad.

La operación estaría alineada a una estrategia que permitiría amortiguar la posible pérdida de CITGO, en el que el caso más factible sería declarar la quiebra de PDVSA por imposibilidad de pago, y dar inicio a un nuevo comienzo para la industria petrolera sin la carga de la deuda, la corrupción y los activos deteriorados que actualmente caracterizan a la empresa.

Konzapata.  Todos los derechos reservados.  ®2019   |  konzapata.com