konzapata.com

La ambición desmedida del presidente del Tribunal Supremo abortó el plan de Guaidó para sacar a Maduro

lunes 06 de mayo de 2019, 15:28h
Juan Carlos Zapata (ALN).- Reproducimos esta conversación por Whatsapp. Es una filtración desde el mismo centro de inteligencia de Venezuela. El personaje principal es el general Manuel Ricardo Cristopher Figuera, exjefe del Sebin de Nicolás Maduro, el general que se le fue a Maduro. En la conversación aparece identificado como Pedro Camejo. Así era conocido en las alturas del poder del régimen. Pedro Camejo es un héroe de la independencia de Venezuela de primera actuación en la Batalla de Carabobo que selló la libertad del país en 1821. El otro personaje, el Profe JP, no es posible identificarlo. Las revelaciones no tienen desperdicio.
La conversación revela las ambiciones desmedidas de Maikel Moreno / Foto: TSJ
La conversación revela las ambiciones desmedidas de Maikel Moreno / Foto: TSJ

La conversación se produce en el amanecer del 2 de mayo. A la misma hora que Nicolás Maduro celebra una reunión y un acto con militares en la Academia Militar de Caracas. Han transcurrido dos días de los hechos que encabezara Juan Guaidó, y los cuales comenzaron, también en la madrugada, con la liberación de Leopoldo López. Fue un plan fallido que dejó al descubierto el malestar interno en la Fuerza Armada y en los cuerpos de seguridad. Que dejó al descubierto que las fichas del poder, testaferros y militares, están dispuestos a negociar la salida de Maduro. La llamada Operación Libertad ha dejado a Maduro en posición complicada. De hecho, el fracaso del movimiento cívico-militar sólo es superado por la división interna en el chavismo.

La conversación confirma que Maikel Moreno, (MM), presidente del Tribunal Supremo de Justicia, fue protagonista en las negociaciones. Esto lo ha dicho Elliott Abrams, agente especial del gobierno de Donald Trump para Venezuela. Que lo ratifique el general Cristopher Figuera, adquiere mayor relevancia. Este general fue colocado en el Sebin, la policía política del régimen, el organismo de inteligencia, por Maduro. Y Maikel Moreno responde a Maduro y su esposa, Cilia Flores. Moreno es aliado, también, de Raúl Gorrín (Gorrín), el primer boliburgués –magnate chavista-, consolidado y afianzado en el periodo Maduro, sancionado por los Estados Unidos.

Siga leyendo esta información en ALnavio.com