konzapata.com

Qué tiene que ver Donald Trump con la matanza terrorista en El Paso

jueves 15 de agosto de 2019, 16:01h
Leopoldo Martínez Nucete (ALnavío).- No lo olvidemos: Trump no solo arrancó su campaña con aquel feroz ataque -que no ha cesado- a los latinos y los inmigrantes en general, negándole a la gran mayoría de nuestra gente el reconocimiento y la oportunidad que merece por la grande y noble contribución que hacemos al progreso de los Estados Unidos. Su discurso niega las raíces hispanas que están entretejidas en la historia y que son parte de la esencia de la nación. Recordemos que fue Trump quien encabezó el abominable movimiento mediático que ponía en duda la ciudadanía del presidente Barack Obama, exigiéndole mostrar su partida de nacimiento. A esto se suman sus reciente palabras contra el diputado Elijah Cummings, contra la ciudad de Baltimore y numerosas y reiteradas manifestaciones de despreció por la diversidad.
Trump niega las raíces hispanas de EEUU / Foto: Casa Blanca
Trump niega las raíces hispanas de EEUU / Foto: Casa Blanca

La ciudad de El Paso es emblemática para los Estados Unidos. Es parte del estado de Texas. Después de San Diego, es la segunda ciudad más importante en la extensa frontera entre EEUU y México, que se prolonga por 3.169 kilómetros. Como su nombre lo indica, es, en lo esencial, una ciudad de fronteras. Está ubicada al borde de un río con dos nombres: en México le llaman Río Bravo, mientras que en Estados Unidos su nombre es Río Grande. Todavía debo añadir un dato esencial más: El Paso está ubicada al frente de Ciudad Juárez. Ambas configuran, a pesar de su condición fronteriza, un gran conglomerado urbano que supera los dos millones y medio de habitantes.

El Paso es, literalmente, uno de los puntos de encuentro que resume la larga historia de construcción del suroeste norteamericano. En los últimos años la ciudad ha adquirido tres rasgos que no deberían pasar desapercibidos: una vibrante economía, cuyos beneficios alcanzan a los dos lados de la frontera; una población que, en 80%, es hispana; y, además, para sorpresa y desmentido de muchos, una de las 10 ciudades más seguras de Estados Unidos.

Siga leyendo esta información en ALnavío.com