konzapata.com

Maduro le miente a los chinos hasta por los codos

jueves 29 de agosto de 2019, 19:00h
Por Juan Carlos Zapata (KonZ).- Maduro miente. Maduro miente a granel y en cantidad. Es una fórmula. Para confundir a los adversarios. Para confundir a los aliados. No sabemos si el gobierno chino se dejará confundir por este Nicolás Maduro que no para de mentir.
Maduro lanza mentiras de todos los calibres / Foto: Presidencia
Maduro lanza mentiras de todos los calibres / Foto: Presidencia

Lo hizo en la entrevista que concedió a la agencia china, Xinhua. Maduro miente cuando señala que ha sido él quien propuso “un mecanismo permanente de diálogo”. Maduro no dice que la mesa permanente es el resultado de la misma negociación, y que ese mecanismo se estableció en la tercera ronda celebrada en Barbados.

Maduro miente cuando señala que “el diálogo” sea “capaz de pasar cualquier tormenta, cualquier dificultad, cualquier situación, diálogo, diálogo, por la paz”. Y la verdad es que a la primera crisis, fue Maduro y fueron los delegados de Maduro los que se levantaron de la mesa de negociación. Y es Maduro el que ahora solicita que se cambie el mecanismo de negociación. Ahora no lo convence el mecanismo. Cómo es que dice que propuso un mecanismo y al mismo tiempo solicita que se cambie. Maduro miente y se contradice.

Maduro miente cuando señala que “el diálogo” sea “capaz de pasar cualquier tormenta, cualquier dificultad, cualquier situación, diálogo, diálogo, por la paz”. Y la verdad es que a la primera crisis, fue Maduro y fueron los delegados de Maduro los que se levantaron de la mesa de negociación. Y es Maduro el que ahora solicita que se cambie el mecanismo de negociación. Ahora no lo convence el mecanismo. Cómo es que dice que propuso un mecanismo y al mismo tiempo solicita que se cambie. Maduro miente y se contradice.

Maduro miente con la economía. Otra vez anuncia un plan. Un nuevo plan. “Tenemos un programa económico, de recuperación, crecimiento y prosperidad, de 11 líneas, que en este momento lo estoy evaluando para ver qué otras cosas más podemos hacer por los equilibrios macroeconómicos”. No hay plan en el régimen de Maduro. La economía no muestra signos de recuperarse. Maduro habla de 11 líneas de acción como antes hablaba de motores económicos. Maduro no ha contado con un plan. Y miente cuando señala que la prosperidad en el país se acabó en 2015 por causa de la guerra económica, las sanciones y el bloqueo, y la persecución financiera. Miente Maduro. Sabe que no podía acceder al crédito internacional porque no había un plan económico. Sabe que destruyó PDVSA, pero no habla de PDVSA ni de producción petrolera. No le habla a la agencia de la crisis eléctrica, ni de la destrucción de las empresas de Guayana. Maduro no explica cómo llegó al default. Y cómo agotó las reservas internacionales del país. Por supuesto, pasa por alto la corrupción.

Reseña la agencia que “Maduro hizo énfasis en el empeño del gobierno para impulsar el desarrollo de la producción, especialmente en la agricultura, la minería y el sector farmacéutico”. Maduro miente, y sabe lo que pasó con la producción en el campo, y las tierras. Maduro miente hasta con el asunto minero. No hay un plan minero. Hay una avidez de recursos. Y de allí la explotación desmedida en el Arco Minero con las consecuencias a la vista. Los centros de negocios de los grupos de poder. La corrupción de la Fuerza Armada. Los negocios de grupos irregulares. La destrucción ambiental.

Maduro quiere pelear hasta con la ONU. Maduro entra...

Leer más

Maduro miente cuando habla de fuerzas productivas en expansión. Cuando habla de plan y acciones. Cuando habla de estrategia “para que el país vaya logrando autosostenerse”. ¿Quién le cree a Maduro? Esta misma semana Maduro ya había mentido señalando que el país cuenta con “un sistema de protección social y de salud profundamente humano, incluyente y científico”.

Bolsonaro “estimula en Brasil la depredación y arrase del...

Leer más

Y ahora Maduro salta de lo social a lo económico y señala: “Tenemos un plan económico y en estos momentos lo estoy revisando al detalle, para tomar acciones que permitan que la economía de resistencia pase a una economía de expansión, que pasemos de la etapa de la resistencia a la recuperación”. Esto se parece a lo que dijo en 2014. Y lo que dijo en 2015. Y lo que dijo en 2016 y en 2017 y en 2018. Lo único que cambia es “resistencia”, que en eso la propaganda de Maduro es efectiva. Pero esa palabra no va a confundir a los chinos.