konzapata.com

Fueron Pablo Iglesias y Raúl Morodo los que metieron el tema Venezuela en la política española

miércoles 19 de febrero de 2020, 18:00h
Pedro Benítez (ALnavío).- Haber cooperado, o recibido favores del régimen que encabezó primero Hugo Chávez y ahora Nicolás Maduro es como haber hecho un pacto con el diablo. Tarde o temprano hay que pagarlo. Esto explica muchas conductas de la política internacional, como por ejemplo el atolondrado intento del gobierno de España por negar primero y ahora pretender que se olvide el tema Venezuela porque “a nadie le importa”.
Pablo Iglesias hablo del modelo chavista como alternativa para España / Foto: Podemos
Pablo Iglesias hablo del modelo chavista como alternativa para España / Foto: Podemos

Es difícil determinar en qué momento Venezuela dejó de importarle a nadie en España o viceversa. Son dos países que comparten muchos lazos culturales e históricos. Por poner un ejemplo, y sin ir muy lejos, los 300.000 ciudadanos españoles que se establecieron en Venezuela durante varias décadas del siglo XX, sin incluir los miles de canarios que entraron sin papeles, dejaron sembrada descendencia: hijos, nietos y bisnietos, muchos de los cuales ahora han hecho el mismo viaje de sus abuelos pero en sentido contrario, no en barco sino en avión.

Unos cuantos de esos españoles llegaron en ocasión de la Guerra Civil (1936-1939) porque pertenecían al bando de los perdedores, otros luego de 1945 huyendo del hambre, los piojos y la tuberculosis. Ese grupo fue una de las mejores migraciones que recibió aquella prometedora Venezuela. Muchos de esos gallegos, vascos, catalanes, madrileños y asturianos decidieron no regresar a su tierra, prefiriendo morir donde habían nacido sus hijos. Otra demostración de cómo cambian las circunstancias de la historia.

Lea esta nota completa en ALnavío

Pedro Benítez