konzapata.com

3 años de recesión en Nicaragua son la consecuencia del abuso de poder de Daniel Ortega

miércoles 26 de febrero de 2020, 18:00h
Daniel Gómez (ALnavío).- La visita del Fondo Monetario Internacional a Nicaragua dejó un veredicto claro: “Los disturbios sociales y sus secuelas erosionaron la confianza y produjeron grandes salidas de capitales y depósitos bancarios”. Por eso la economía está en números rojos. En 2019 el PIB se contrajo 5,7% y en 2020 caerá 1,2%, según el FMI. Antes de la represión de Daniel Ortega, la historia en Nicaragua era bien diferente.
En Nicaragua se demuestra que hacer un pacto con los empresarios no es suficiente / Foto: EFE
En Nicaragua se demuestra que hacer un pacto con los empresarios no es suficiente / Foto: EFE

El 17 de abril de 2018 estalló una ola de protestas que el régimen de Daniel Ortega frenó con represión. Murieron 328 personas en seis meses, según la Comisión Interamericana de Derechos Humanos. Entonces comenzó una crisis política y económica que todavía continúa. Las conclusiones del Fondo Monetario Internacional (FMI) son reveladoras:

“Desde abril de 2018, los disturbios sociales y sus secuelas erosionaron la confianza y produjeron grandes salidas de capitales y depósitos bancarios, lo cual afectó negativamente a la actividad económica nicaragüense”, apuntó un estudio del Fondo publicado este martes, tras visitar el país la semana pasada.

Al informe le acompañaron más comentarios e indicadores que demuestran el mal estado de la economía de Nicaragua:

- En 2018, el año de las protestas, la economía cayó 3,8%.

- En 2019 la contracción fue de 5,7%.

Lea esta nota completa en ALnavío