konzapata.com

¿Y llegó la hora de que Nicolás Maduro le pida ayuda a los empresarios?

viernes 20 de marzo de 2020, 15:02h
Zenaida Amador (ALnavó).- La llamada revolución bolivariana le hizo la guerra a la empresa privada venezolana a lo largo de dos décadas en el poder, período durante el cual impulsó un feroz proceso de expropiaciones y estatizaciones bajo la consigna de que los medios de producción debían estar centralizados en el Estado como extensión “del pueblo”. En algunos momentos complejos el chavismo montó unos supuestos espacios de entendimiento con los empresarios, que no pasaban del efectismo político necesario para la ocasión. Pero en esta oportunidad, con el país en ruinas, al borde de una tragedia sanitaria a causa del coronavirus y sin más opciones, parece que a Nicolás Maduro le tocará pedirle al empresariado una vía que ayude al país a sobrellevar esta debacle.
“Estamos en reunión hasta con Fedecámaras”, dijo Maduro / Foto: Prensa Maduro
“Estamos en reunión hasta con Fedecámaras”, dijo Maduro / Foto: Prensa Maduro

“Estamos en reunión hasta con Fedecámaras, no importan las diferencias que hayamos tenido”, afirmó Nicolás Maduro la noche de este miércoles al hacer los primeros anuncios compensatorios en materia económica luego de haber decretado a inicios de semana una cuarentena masiva a nivel nacional para contener la expansión del Covid-19, lo que incluye una suspensión general de actividades laborales.

En este contexto reconoció haber recibido propuestas de parte de los distintos sectores económicos, incluyendo al principal gremio empresarial del país, Fedecámaras, las cuales “están siendo atendidas y valoradas por el equipo económico”. Esto se tradujo de inmediato en una orden directa a su vicepresidenta, Delcy Rodríguez, quien este jueves dijo haber celebrado una reunión con otros miembros del gabinete para evaluar la viabilidad de lo planteado por Fedecámaras.

Lo “planteado” no sólo está atado a condiciones mínimas para operar en la coyuntura por el coronavirus, sino que implica la revisión de decisiones de política económica del régimen de Maduro que han colocado al aparato productivo en un estado de alta precariedad.

Lea esta nota completa en ALnavío