konzapata.com

Las encuestas avisan: ¿Puede Venezuela caer en una escalada de violencia prolongada?

jueves 07 de mayo de 2020, 15:53h
Por Juan Carlos Zapata (Alnavío).- El caso es que Venezuela puede verse implicada en una escalada de violencia. Por una parte, el régimen de Nicolás Maduro sostiene grupos armados y mantiene alianzas con grupos colombianos como el ELN o los disidentes de las FARC. Por la otra, grupos autónomos del núcleo opositor organizan operaciones como esta última fallida incursión, y, por último, un estudio refleja una clara tendencia de que cada vez hay más venezolanos dispuestos a apoyar una solución armada para echar a Maduro del poder.
La reciente operación Gedeón trajo el recuerdo del masacrado Oscar Pérez / Foto: Oscar Pérez
La reciente operación Gedeón trajo el recuerdo del masacrado Oscar Pérez / Foto: Oscar Pérez

La guerrilla en Venezuela -inspirada en Cuba y el castrismo- se acogió a la pacificación en los años 70. Quedaron algunos grupos trabajando en la clandestinidad que terminaron por disolverse en los años 80 del siglo XX. Por más de tres décadas, la violencia política fue un episodio sepultado en Venezuela mientras seguía en Colombia, aparecía en Perú, continuaba en Centroamérica, se asomaba en México, en Chile, en Uruguay en Argentina. Venezuela era la excepcionalidad en la región. Después llegó el chavismo al poder. Y desde 1999 a esta parte, el país transita una línea roja de riesgo.

Ahora las encuestas lo señalan. Al menos un estudio que permanece en secreto, o es del conocimiento muy discreto por parte de analistas y de algunas instituciones reputadas tanto a nivel nacional como internacional. El estudio ha vuelto a formar parte de una exposición en estos días, a propósito de la fallida operación que intentaba ponerle la mano a Nicolás Maduro y sacarlo del país, una vez echado del poder. La operación, bautizada como Gedeón, tenía esos elementos de invasión, mar y costas, que a algunos les recordó Bahía de Cochinos en Cuba y a otros Machurucuto, un desembarco en las costas venezolanas de un grupo integrado por guerrilleros de Cuba y Venezuela. La operación echó a volar imágenes de mercenarios y aventureros, por un lado, y de guerrilleros, por el otro.

Lea esta nota completa en ALnavío