konzapata.com

Andrés Manuel López Obrador

Daniel Gómez (ALnavío).- En el momento en el que Juan Guaidó avaló la propuesta de Canadá de que Cuba sea parte de la solución en Venezuela, Rusia mueve ficha para no quedarse fuera y se reunirá con dos actores clave: La Habana y Ciudad de México antes de presentar su propuesta de negociación a Nicolás Maduro.

Daniel Gómez (ALnavío).- El canciller de México, Marcelo Ebrard, asegura que las autoridades de Bolivia están atentando contra la inmunidad de su embajada en La Paz y que por ello presentarán una denuncia en La Haya. Su par boliviana, Karen Longaric, lo niega. Recuerda que México fue quien pidió a Bolivia más seguridad en los alrededores de la embajada. Y recuerda también que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador cometió “un desliz que no hace nada bien a la seriedad que presumía tener la Cancillería mexicana”. ¿Hasta dónde llegará esta guerra diplomática? Parece que ambos gobiernos están abiertos al diálogo.

Rogelio Núñez (ALnavío).- En 2001, cuando Cristina Kirchner ganó las elecciones presidenciales con más de 40 puntos de ventaja, la entonces presidenta reelecta soñó con establecer una hegemonía sin contrapesos en Argentina. Fue su famoso “vamos por todo”. En la actualidad muchos analistas se preguntan si esa tentación hegemónica no estará siendo valorada por otros mandatarios: en concreto por Andrés Manuel López Obrador.

Por Juan Carlos Zapata (KonZ).- No fue olvido. No pudo ser olvido. Porque al kirchnerismo no es posible entenderlo sin Hugo Chávez. Ni tampoco es posible hablar de Rafael Correa. Ni tampoco de Evo Morales. Ni siquiera de Lula Da Silva. Y no hablar de Hugo Chávez. Pero el presidente electo de Argentina, Alberto Fernández, no habló, no mencionó, a Hugo Chávez cuando en una conferencia en México analizó la que él llama la década progresista que vivió América Latina. Interesante esta omisión de Alberto Fernández. Muy a propósito. Aquí está la explicación.

Por Juan Carlos Zapata (KonZ).- A Maduro no termina de cuadrarle la geometría regional del poder. Fue a La Habana y en la cumbre contra el imperialismo y el neoliberalismo habló de un nuevo frente progresista encabezado por los presidentes de México, Andrés Manuel López Obrador, y de Argentina, el electo, Alberto Fernández. Pero estos marcan distancia. No les conviene estar cerca de Maduro. Menos coger línea del chavista.

Daniel Gómez (ALnavío).- El asesinato del capitán Rafael Acosta Arévalo por parte del régimen de Nicolás Maduro provocó la reacción de toda la comunidad internacional. Europa, la UE, EEUU, Canadá, el Grupo de Lima, la ONU… Todos expresaron su preocupación por el crimen y urgieron a una investigación. Pero hubo un texto que sobresalió por encima del resto. Escueto. De tres párrafos. Lo firmó el gobierno de Andrés Manuel López Obrador. Se mostró preocupado por la muerte del capitán, por la crisis de Venezuela, por el estado de los derechos humanos y, he aquí la sorpresa, preocupado por la situación que viven los diputados de la Asamblea Nacional a los que el Tribunal Supremo de Justicia les ha retirado la inmunidad.

Por Juan Carlos Zapata @periodistajcz.- Mario Vargas Llosa le acaba de dar una lección de historia y realidad política al presidente de México, Manuel López Obrador. Hace 10 años, Vargas Llosa hizo lo mismo con Hugo Chávez. Y 10 años más atrás, es decir, 20, también se enfrentó a Chávez. Un coherente Mario Vargas Llosa mantiene una línea firme de lucha contra el populismo y el autoritarismo, encuéntrense estos donde se encuentren. En México o en Venezuela, en Argentina, en Brasil, en Cuba y Nicaragua, en Estados Unidos, que es el caso de Donald Trump. Con Nicolás Maduro, Vargas Llosa ha actuado de la misma manera, declarando, escribiendo, manifestando su posición en discursos, denunciando el fracaso del chavismo, del modelo, y la crueldad del régimen.
  • 1

Daniel Gómez (ALnavío).- Hoy el oasis de Latinoamérica es Perú. Y parte de la responsabilidad la tiene el presidente, Martín Vizcarra, quien ha sabido gestionar un entorno político complejo marcado por la corrupción. De ahí que su popularidad sea la más alta de todos los países de la región. No pueden decir lo mismo otros mandatarios como Sebastián Piñera, Lenín Moreno, Iván Duque y Jair Bolsonaro. Ni siquiera Andrés Manuel López Obrador, quien llegó al gobierno con altas cuotas de apoyo popular.

Por Juan Carlos Zapata (KonZ).- Telefónica no descarta ninguna opción con sus filiales de América Latina. Aún no habla de venta por separado de las filiales, habla de concentrarlas en una nueva firma. Y esta nueva filial que sumará las operaciones de Venezuela, Colombia, Chile, Argentina, México, Ecuador, Uruguay y Perú, podrá ir a Bolsa, podrá asociarse, podrá aliarse, o la venta en paquete. ¿Pero y si hay comprador para mercados específicos?

Juan Carlos Zapata ALnavío).- Alberto Fernández envía mensajes en tres direcciones. Quiere apostar con México por un nuevo eje de poder en América Latina pero esto no significa que la ideología prime sobre la economía. El presidente electo de Argentina juega al pragmatismo pues sabe el problema que tiene encima. El problema de la deuda. Por ello Argentina requiere inversiones. Requiere producir. Requiere exportar. Requiere ingresos. Alberto Fernández se reúne con Andrés Manuel López Obrador y también lo hace con Carlos Slim. Y le dice al FMI y a los acreedores. Yo voy a resolver el problema de la deuda. El mensaje no tiene desperdicio.

Daniel Gómez (ALnavío).- El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo tras la visita del mandatario cubano, Miguel Díaz-Canel, que una parte importante de la relación entre México y Cuba serán “los programas para la cooperación y el desarrollo”. Programas “permanentes en materia de educación, salud y atención hospitalaria”. ¿Se refiere a las misiones cubanas que popularizó Hugo Chávez?

Daniel Gómez (ALnavío).- La comunidad de Tenango de Doria, en México, cuenta sus historias a través de los bordados. Hechos sobre telas blancas incrustadas de animales, colores brillantes y flores. Justo como los vestidos de la nueva colección de la venezolana Carolina Herrera. ¿Apropiación cultural? Eso piensa el Gobierno mexicano.

Juan Carlos Zapata (ALN).- Los militares en América Latina ya no dan golpes de Estado. Los militares ya no son cabezas de gobiernos en la región. Pero “los militares han vuelto a la escena latinoamericana”. De otra manera. Los que gobiernan les abren las puertas del poder. Gobiernan con los civiles. Gobiernan con los que ganan elecciones. Los civiles los cooptan.